Los beneficios de la meditación sobre la salud mental y física

Antes de hablar sobre los beneficios de la meditación, necesitamos definir lo que se entiende por “salud”. Meditación y salud (mental, bienestar y medicina) Salud médica y no médica para una salud global del ser humano Desde estos últimos años, artículos en revistas y en la televisión en Francia sobre los beneficios de la meditación, elogiar sus efectos explicando la reducción o incluso desaparición de los síntomas médicos a través de la práctica de la meditación. A nivel internacional, después de un estudio clínico tras otro, estamos trabajando para medir estos efectos y hacerlos públicos. Es importante poder medir los efectos de la meditación, pero no se trata de encerrar la meditación en el campo médico, con un papel que no es el suyo al principio: una práctica utilizada para curar los síntomas médicos. Cuando consideramos la historia de Francia en el conocimiento de la salud humana, esta tendencia no es sorprendente. Ya habíamos tratado este tema en un artículo en abril de 2014. En 1946, la Organización Mundial de la Salud (OMS/OMS y Salud Mental) y la OMS, dirigida por 193 Estados Miembros, entre ellos Francia, definieron el concepto de salud humana como “un estado de completo bienestar físico, mental y social,[que] no consiste únicamente en la ausencia de enfermedades o dolencias”. Como cita la OMS en su Aide-mémoire No. 326 de octubre de 2007,”Esta definición va más allá del paradigma biomédico occidental tradicional que trata el cuerpo, la mente y la sociedad como entidades separadas que reflejan una visión más holística de la salud. La OMS entiende la salud humana como un concepto de salud global que combina la salud tanto médica como no médica. La salud médica se refiere al tratamiento de los síntomas (expresión de la enfermedad), en relación con el cuerpo o la mente. La salud no médica se refiere al bienestar personal, y para citar a la OMS, se trata de la sensación de bienestar físico, mental y social. Esta definición puede entenderse como el deseo de no considerar ya sólo el enfoque curativo, sino también el enfoque preventivo de la salud, que no sólo se refiere a la salud médica, sino también a la integración de la salud no médica. Reflejando esta noción de salud mundial años después, la OMS va más allá al definir la salud mental como “la salud mental es el tema de una amplia gama de actividades que caen directa o indirectamente bajo la definición de” bienestar “de la salud establecida por la OMS, y afirma que”la salud mental incluye la promoción del bienestar, la prevención de los trastornos mentales, el tratamiento y el tratamiento, y la promoción de la salud mental “. La salud mental es una parte integral de la salud; la salud mental no está exenta de salud mental. La salud mental es más que la ausencia de trastornos mentales. La salud mental está determinada por factores socioeconómicos, biológicos y ambientales. Quisiéramos citar aquí un pasaje muy interesante de la Organización Mundial de la Salud, del aide-mémoire n°220 escrito en agosto de 2014, donde la OMS muestra la dimensión positiva de la salud mental:”La salud mental es un componente esencial de la salud. (…) El corolario importante de esta definición es que la salud mental es más que la ausencia de trastornos o discapacidades mentales. La salud mental es un estado de bienestar en el que una persona puede alcanzar la realización personal, superar las tensiones normales de la vida, realizar un trabajo productivo y contribuir a la vida de su comunidad. En este sentido positivo, la salud mental es la base del bienestar de un individuo y el funcionamiento adecuado del individuo.

Leave a Reply